Para Capitanich, “es posible” un acuerdo del PJ con Massa

Se reunió la semana pasada con Alberto Rodríguez Saá y Sergio Urribarri.

El Senado se apresta a aprobar los allanamientos a Cristina
El Gobierno nacional creó el Comité de la Región Hídrica de los Bajos Submeridionales
Peña dijo que aún no hay monto del préstamo que se negocia con el Fondo

El intendente de Resistencia y exjefe de Gabinete kirchnerista, Jorge Capitanich, que a nivel local ya considera un adelanto de las elecciones municipales respecto a las provinciales, consideró “posible” un acuerdo con el líder del Frente Renovador Sergio Massa, hacia un frente opositor como estrategia del peronismo para enfrentar a Cambiemos en las elecciones presidenciales de 2019, aunque pidió ponerse de acuerdo en resolver las diferencias internas en las primarias abiertas (PASO).

Capitanich, uno de los dirigentes que encabeza el armado del peronismo kirchnerista federal, habló en una entrevista con FM La Patriada sobre el futuro del campo opositor al Gobierno nacional, en el que el PJ volvería a ser la columna vertebral, y planteó como un pilar fundamental “la unidad en la diversidad”.

“Cada uno puede interpretar el pasado según su ideología, pero tenemos que construir el futuro en base a consensos”, sostuvo el ex gobernador de Chaco, quien agregó que se reunió la semana pasada con el mandatario puntano Alberto Rodríguez Saá y el ex gobernador de Entre Ríos, Sergio Urribarri.

Caracterizado como un hombre cercano a la expresidente Cristin de Kirchner, Capitanich no cierra el juego político y dijo que “es posible” un acuerdo con Massa, aunque aclara: “Hay que ponerse de acuerdo para llevar adelante una PASO”.

En ese sentido, el intendente de la capital chaqueña realizó una crítica a todos los sectores opositores: “Estamos desarticulados, pero la oposición debe generar una alternativa. Es importante advertir que hay un 2019”, destacó.

“El Gobierno ha intentado dividir a la oposición, ha usado incluso a los servicios de inteligencia y a un sector de la justicia. De esa forma, el Gobierno pudo dividir a la oposición y construir una hegemonía propia. Por supuesto, hay responsabilidad de la oposición, que ha sido funcional a esa estrategia”, dijo Capitanich a la Agencia Paco Urondo.

“La oposición tiene que ponerse los pantalones largos, para construir una identidad opositora y luego una alternativa”, remarcó el ex jefe de Gabinete kirchnerista quien concluyó: “Hay que construir un espacio amplio, donde convivan todos los sectores de la oposición. Hay que tener la inteligencia para construir una centroizquierda de base populista porque el espacio de centroderecha ya lo ocupa el oficialismo (Cambiemos)”.

COMMENTS

WORDPRESS: 0
DISQUS: