Corrientes: abren bares con controles y para asistir al gym habrá que sacar un permiso

Desde el día de hoy, reabren los gimnasios en la ciudad de Corrientes, tras casi tres meses de inactividad por la cuarentena del coronavirus. Las actividades se realizan con todas las medidas de seguridad e higiene establecidas y con turno para poder utilizar las máquinas.

Con estrictos protocolos, están autorizados a abrir sus puertas desde hoy los bares, restaurantes y gimnasios. Estos últimos aceleran sus trámite

Violencia institucional en Chaco: Capitanich anunció nuevas medidas de seguridad pública
Abuelo tuvo que cruzar con su nieta en brazos por un piquete en el Puente Gral.Belgrano.
Coronavirus: en Chaco hay 1.198 casos activos y 17 internados en grave estado

Con estrictos protocolos, están autorizados a abrir sus puertas desde hoy los bares, restaurantes y gimnasios. Estos últimos aceleran sus trámites de habilitación municipal, dado que solo algunos lograron completarlos. Desde el sector advierten que los que decidan asistir a las clases deberán sacar un permiso que dura 14 días.


Al respecto, el presidente de la Asociación de Gimnasios de Corrientes, Vicente Farías, explicó: “Los alumnos que concurran al gimnasio deben presentar una declaración jurada que se encarpeta por 14 días, y para quienes no pudieron hacerlo en sus casas, en los salones tendremos los papeles disponibles para que realicen el trámite. Esto se debe renovar cada dos semanas porque es el período en que se puede incubar el virus. De esta manera se busca tener un elemento respaldatorio para realizar actividad física y detectar de manera rápida si hay algún síntoma sospechoso”.


Del mismo modo, para ingresar a un bar, al menos una persona por mesa deberá dejar sus datos personales con el objetivo de tener un registro detallado de quiénes asisten al lugar y de esta manera controlar la transmisión en caso de que surja algún contagio.

Esa será solo una de las medidas que desde hoy activarán ambos rubros, que pondrán en funcionamiento los protocolos destinados a hacer respetar la distancia entre personas, extremar la higiene de los ambientes, programar turnos, realizar sanitización de todas las personas que entran y salen, entre otros.
Para que las normativas vigentes tengan cumplimiento, los referentes de ambos sectores participaron de diferentes capacitaciones desarrolladas la semana pasada.


En ese sentido, el propietario de una hamburguesería gourmet, Matías Lichinsky, expresó días atrás a este medio que “priorizamos todo lo que dicen las normativas, tanto nacionales, provinciales, como municipales. A la entrada tendremos una alfombra con desinfectante diluido para limpiar los pies, todos los que ingresan deben hacerlo con tapaboca y el límite de capacidad, en nuestro caso, se redujo a 8 mesas, para mantener el distanciamiento. Para cumplir con todo participamos de las debidas capacitaciones”.

Perspectivas
Tras poco más de dos meses de haber suspendido sus actividades, el sector gastronómico y los gimnasios tienen muchas expectativas para el regreso.
“Tuvimos dos meses complicados porque cerramos los locales del shopping y la facturación se fue a cero. Con el servicio de delivery pudimos compensar, pero volver a abrir será fundamental. Estábamos esperando este momento”, dijo a El Litoral Iván Romero, propietario de una cafetería-panadería. De la misma manera, Matías Lichinsky añadió que “abrir es muy importante para nosotros, tenemos buenas expectativas para recuperarnos. Somos muy optimistas al respecto”.
Por otra parte, desde un salón de pilates, Mario indicó: “Poder abrir significa un alivio, porque podremos regresar a la actividad para pagar las cuentas y recuperar nuestro sustento económico”.

Crisis
La oferta gastronómica y de gimnasios no volverá a ser igual que antes de la pandemia. Sucede que algunos locales de dichos rubros cerraron definitivamente debido a que no pudieron afrontar los dos meses de paralización laboral. De hecho, la recesión económica del 2019 les generó un impacto negativo que se profundizó con la cuarentena.
Por esa razón algunos bares no abrirán sus puertas, en tanto que otros solo se manejarán con el servicio de delivery. Paralelamente, mientras que algunos gimnasios optaron por alquilar sus equipos, al menos ocho quebraron en la ciudad.

Fuente: Diario Litoral

COMMENTS

WORDPRESS: 0
DISQUS: 1